Trastornos mentales y patologías bucodentales, íntimamente relacionados

¿Sabes que los pacientes con trastornos mentales tienen mayor riesgo de sufrir enfermedades bucodentales? Esto se debe, principalmente a los efectos secundarios de las medicaciones, pero también a la falta de higiene, las dificultad de acceso a la atención, la actitud hacia los profesionales de la saludo o porque los enfermos se resisten a cooperar en los tratamientos dentales.

Los trastornos mentales más comunes en la población española son la depresión, la ansiedad, la esquizofrenia, el trastorno bipolar y la demencia. El problema de los trastornos como la ansiedad y la depresión, es que se pierde el interés hacia la salud, y la higiene es más deficiente. Como consecuencia, estos paciente sufren caries y las enfermedades periodontales. Así nos lo confirman en la clínica dental Odonthos, en Barcelona, con más de 25 años al servicio de la salud bucodental y preocupados por la sonrisa de sus pacientes, ya que son conscientes de su importancia para la salud y la estética de todos y cada uno de ellos. Ofrecen todo tipo de tratamientos odontológicos para resolver cualquier problema o necesidad de sus pacientes, ya que cuentan con el mejor equipo técnico y de profesionales, así como con los últimos avances en Odontología y el material de la máxima calidad.

Los trastornos mentales afectan a un 17,6% [1] y se cree que serán la segunda causa de morbilidad en el año 2020. Los profesionales de la salud aseguran que en el 25% de las personas sufrirá algún tipo de trastorno mental alguna vez en su vida. Por otro lado, hay muchas personas sin diagnosticar, y otras que no se ajustan del todo a los tratamientos, por lo que la enfermedad, o bien no remite, o bien empeora, afirman desde la consulta de psicología Psi, en Barcelona, expertos en terapia Gestalt, donde su equipo de expertos profesionales ayudan cada día a sus pacientes a superar situaciones difíciles, gestionar tus emociones, mejorar la autoestima y el equilibrio psicológico, y en definitiva a llevar una vida plena y unas relaciones más sanas.

El acceso a la salud es un derecho humano básico, pero las personas que padecen una enfermedad mental, representan un grupo vulnerable, debido a los tabús que rodean a estas patologías y la discriminación existente, lo cual dificulta el acceso a la salud. Por esta razón, estas personas están sometidos a un mayor número de factores de riesgo de enfermedades bucodentales. A consecuencia de esto, los pacientes mentales, sufren más problemas orales y dentales, y en especial los que padecen depresión, ansiedad, esquizofrenia, trastorno bipolar y demencia.

Hay que señalar también que el bruxismo, sin ser un trastorno mental, es un problema común personas con trastornos mentales y problemas psicosociales, y provoca problemas en la cavidad oral que van desde las caries a la pérdida de una o varias piezas dentales.

Cómo afecta la ansiedad y la depresión a la salud bucodental

Por ejemplo, la depresión es un trastorno común que cursa con la pérdida de energía, la falta de concentración, disminución de la libido, y tristeza. La falta de esperanza es un síntoma común, lo cual que interfieren en la vida cotidiana de los pacientes y esta falta de interés repercute en su salud bucodental, al descuidar su higiene y dejar de preocuparse por su cuidado personal. Es por esto, que la mayor parte de los enfermos mentales tienen caries, lo que lleva a la pérdida de dientes. Esto afecta a su autoestima, dificultando el tratamiento y empeorando su enfermedad mental [11].

Además de caries, estos pacientes sufren otras patologías bucodentales como la gingivitis, xerostomía, candidiasis oral, lesiones orales y trastornos de la articulación temporomandibular, que muchas veces son consecuencia de la medicación, Por esta razón, es fundamental que el profesional de la salud, ofrezca a estos paciente, la educación dental necesaria a fin de evitar complicaciones en el futuro. El uso de uso de saliva artificial, enjuagues bucales y aplicaciones tópicas de fluoruro, pueden evitar, en buena medida, complicaciones posteriores.

Es fundamental que los profesionales odontólogos puedan identificar a estos pacientes con características especiales y factores de riesgo comunes para desarrollar enfermedades bucodentales. Asistir al dentista con regularidad es vital para ofrecen una atención integral a las personas que padecen algún tipo de enfermedad mental.

La ansiedad se caracteriza por presentar un estado de alerta asociado a signos y síntomas de excitación, que son los mismos que aparecen ante un peligro objetivo, aún sin su presencia. Estos pacientes suelen tener caries, lesiones periapicales, de la pulpa, gingivales, periodontales y celulitis o abscesos en la cavidad oral. Además, se dan en estos pacientes una falta de higiene oral, atribuida a una pérdida de interés y al tabaco, que interfiere en la producción de saliva.